Llámanos: 322 210 78 19  

Tu hogar no puede mantenerse por sí sólo.  En ocasiones no somos conscientes de que las cosas hay que cuidarlas y conservarlas día a día. Es normal que por el uso cotidiano se vayan deteriorando, pero debemos concienciarnos que, con un correcto mantenimiento del hogar, las cosas duran mucho más tiempo.

El mantenimiento del hogar no es un gasto es una inversión. Incluso podríamos considerarlo hasta un ahorro, ya que cuanto mejor sea su mantenimiento, menor gasto se tendrá que emplear en él.

Te recomendamos planificar un presupuesto anual que cubra los gastos imprevistos del hogar como los pequeños trabajos de plomería y electricidad y realizar un presupuesto a mediano plazo para el mantenimiento preventivo que incluya: el lavado de pisos y juntas, relechada de baños y pintura de mantenimiento, entre otros.

En Factura & Diseño esperamos que estas recomendaciones te ayuden a mantener en buen estado tu inmueble.

PISO EN PORCELANATO:

  • Limpiar inmediatamente las manchas producidas por productos oscuros tales como chocolate, tinta, gaseosas, vinos, café, entre otros. Si la mancha ya existe, se recomienda usar solución alcalina o soda cáustica para removerlas.
  • Limpiar con una periodicidad según el tráfico del espacio, utilizando un limpiador neutro, no grasoso ni abrasivo. Se debe barrer bien y luego trapear con la trapeadora muy limpia (esta se puede lavar con jabón de coco, se deben asegurar de retirar todo el jabón y dejar la trapeadora húmeda).
  • No es aconsejable utilizar ceras o jabones de ropa, ya que con el tiempo pueden generar manchas.
  • Normalmente los pisos en áreas grandes están separados por una junta más gruesa que las demás. Esta junta, aunque pueda parecer similar a las demás, está compuesta de un material diferente y elástico que cumple la función de permitir la dilatación y evitar que se fisuren o revienten las piezas por la presión. Para la limpieza de estas juntas elásticas se recomienda utilizar un paño húmedo y no usar disolventes tipo thinner. 
  • Se debe evitar que ingrese suciedad, como arena o elementos abrasivos que se adhieren en el calzado. Por lo tanto, se recomienda utilizar alfombra o tapete al ingreso de apartamento.

CERAMICA:

La cerámica es bastante común en los baños y cocinas principalmente, aunque en los últimos años también se ha vuelto común en salas y habitaciones. Este material permite infinidad de diseños y aplicaciones, y siempre se verá bien, siempre y cuando se mantengan limpias.

  • Limpiar con una periodicidad según el tráfico del espacio, utilizando un limpiador neutro, no grasoso ni abrasivo. Se debe barrer bien y luego trapear con la trapeadora muy limpia (esta se puede lavar con jabón de coco, se deben asegurar de retirar todo el jabón y dejar la trapeadora húmeda).
  • Las juntasy las esquinas siempre se ensucian mucho. Por eso, los cepillos de dientes pueden resultar muy útiles para limpiar esas áreas de difícil acceso.
  • Una solución rápida de limpieza, es utilizar una mezcla de vinagre, amoniaco y detergente; ¡pero cuidado! recuerda realizar una prueba previa en un área poco visible para asegurarte de no causar daños y al hacerlo utilizar guantes.
  • Limpia el piso de residuos con una escoba o una aspiradora, y presta especial atención a las juntas.
  • Pasa un trapo suave humedecido con agua tibia y un limpiador para cerámica. No uses ningún elemento abrasivo ya que puedes rayar la cerámica.
  • Usa un cepillo de dientes para limpiar las juntasy esquina.
  • En el mercado existen cerámicas mates y brillantes. Las cerámicas mates no brillan con la aplicación de ceras o jabones y las cerámicas brillantes se mantienen brillantes con un adecuado mantenimiento.
  • La cerámica por ser un material hecho de arcilla cocida y esmaltes quemados en horno puede despicarse fácilmente con la caída de objetos como martillos, cucharas y otros. Se debe tener cuidado sobre todo en el área de la cocina.

MADERA LAMINADA:

El suelo laminado, al igual que el suelo de madera natural, experimenta dilataciones y contracciones según los cambios de temperatura y humedad. Por eso, no conviene atornillarle piezas porque podríamos impedir la dilatación y causar fracturas o levantamiento del piso.

  • El enemigo número uno de los pisos laminados, zócalos y demás accesorios es el agua, por esto, en caso de derramar cualquier líquido sobre el suelo séquelo inmediatamente, no permita que el líquido se filtre, ni que se sequé solo.
  • Se debe tener en cuenta que los pirlanes de transición son menos resistentes que las láminas del piso, por esta razón merecen especial cuidado.
  • La limpieza diaria debe realizarse con aspiradora o trapero semi-seco, bien limpio.
  • Las manchas pequeñas se deben limpiar con un paño humedecido en una mezcla de una copa de vinagre blanco disuelto en un balde completo de agua, al humedecer el paño se debe asegurar que esté bien escurrido antes de limpiar.
  • Nunca se deben utilizar limpiadores que contengan cera o que sean abrasivos, no utilice límpido, disolvente o cualquier líquido fuerte, pues esto daña la capa protectora y de brillo del piso.
  • Evite arrastrar muebles pesados por el piso, ya que se puede rayar la superficie y romper la capa protectora, se recomienda poner almohadillas en las patas de los muebles, sillas y demás objetos pesados.

ESTUCO Y PINTURA

El utilizar buenos materiales para pintar la casa, esto aumenta el tiempo que durará en correctas condiciones el pintado, pero más aún influye en esta duración el haber aplicado la pintura correctamente. Si quien ha aplicado la pintura no es un profesional, es muy posible que la aplicación no sea la correcta y en poco tiempo se deteriore, provocando que tengamos que volver a pintar con mayor frecuencia. En FACTURA & DISEÑO contamos con un equipo de especialistas para realizar esta actividad.

Factores que pueden afectar la pintura:

  • Si se fuma dentro de casa, el humo del tabaco provoca manchas en paredes y techos. 
  • Factores medioambientales, por ejemplo, en habitaciones donde da mucho el sol la pintura puede perder su viveza e intensidad más rápido. Por otro lado, en estancias más húmedas como los baños o la cocina, pueden salir manchas por condensación en techos y paredes más fácilmente.
  • El polvo y los roces cotidianos son factores que son comunes en todos los casos. El propio polvo que está en el ambiente se adhiere a paredes y techos provocando que la pintura pierda lucidez. Por otro lado, los roces habituales en las paredes con los muebles o las manos, por ejemplo, al mover las cortinas o al encender y apagar las luces, pueden provocar manchas y desgaste en la pintura.

Consejos y mantenimiento para aumentar la duración del pintado.

  • Limpiar paredes y techos, al menos una vez al mes. Si limpias las paredes y techos con un paño húmedo, conseguirás eliminar el polvo y las manchas más superficiales, manteniendo la intensidad de la pintura más tiempo.
  • Airear la casa todos los días. Abrir todas las ventanas de la casa al menos 15 minutos al día para renovar el aire del hogar es muy beneficioso. Por un lado, limpiamos el aire de la casa de gérmenes y otras partículas. Por otro lado, el mantener la casa bien aireada evita que aparezcan manchas por condensación de agua en paredes y techos. Además de muchos otros beneficios.
  • Evitar el humo del tabaco. Aunque para algunos puede ser algo complicado, es cierto que el humo del tabaco amarillea las paredes y produce ciertas manchas. Si puedes, intenta no fumar dentro de casa y si lo haces, airea rápidamente la habitación o habitaciones en las que se haya fumado.
  • En general, ten cuidado con los roces. A veces, simplemente con mover los muebles o disponerlos de otra forma conseguimos evitar roces y arañazos provocados por los muebles al golpear la pared y por el paso de las personas.

Se recomienda pintar la casa cada 3 o 4 años. Crear un hábito en el que renovamos la pintura de nuestro hogar cada 3 ó 4 años nos aporta una serie de ventajas como son:

  • Poder mejorar el aspecto estético del hogar que lucirá más limpio, más confortable y luminoso.
  • Poder cambiar el estilo decorativo, actualizarse a las nuevas tendencias y probar nuevos colores.
  • Desinfectar y limpiar. Los propios componentes de la pintura desinfectan y limpian las paredes y techos. Incluso hay pinturas específicas anti bacterias, muy recomendables para aplicar en cocinas, baños y cuando hay niños pequeños en casa.
  • Eliminar manchas de humedad y/o condensación. Al pintar con productos de buena calidad, eliminamos estas manchas y ayudamos a que no vuelvan a salir.
  • Ocultar los desperfectos que se han ido realizando en el día a día (agujeros en la pared de muebles o cuadros que ya no están, roces, arañazos, desconchones, etc.)
  • Ayudar a la venta o alquiler de la vivienda. Una casa con un buen mantenimiento tiene más valor en el mercado.

INSTALACIONES ELÉCTRICAS

  • Revisar semestralmente las instalaciones eléctricas para prevenir los accidentes
  • Hacer reparaciones a tiempo

PLOMERIA

  • Con respecto a la plomería, una primera norma básica es que, si la vivienda no se va a utilizar durante mucho tiempo, es recomendable dejar cerrada la llave de paso general de agua fría y caliente.
  • También dentro de la fontanería, en relación con los sanitarios, hay que tener especial cuidado con los golpes accidentales, ya que el esmalte puede rajarse o romperse.
  • Estar atentos a cualquier signo de humedad en paredes o cielos falsos, porque puede ser una alerta de fuga y debe solucionarse inmediatamente para evitar un daño mayor.

CABINAS Y ESPEJOS

  • Lavar con jabón desengrasante tipo axion líquido o similar y paño suave, regularmente.

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *